Intercambio automático de información entre gobiernos
28/01/2013
Nada Dulce: impactos de la evasión de la multinacional ABF en Zambia
13/02/2013

Argentina pedirá en el G20 una reforma del FMI y del sistema financiero mundial4 min de lectura

En las próximas semanas, la Argentina llevará al corazón del G20 un reclamo mayor por reformar enteramente el sistema financiero internacional. En una presentación técnica que ya realizaron, los representantes argentinos convocaron a un “nuevo acuerdo de Bretton Woods”, aquella emblemática resolución de 1944 que dio nacimiento justamente al Fondo Monetario.

En principio, la Argentina insistirá en crear dentro del FMI un área núcleo en la que se sitúe la productividad y el trabajo como metas claras, para determinar a partir de ahí las políticas propuestas a los países miembros.

La propuesta podría ser discutida dentro de 10 días, cuando los ministros de economía y las autoridades de los bancos centrales de los países miembros del G20 se reúnan en San Petersburgo en una cumbre que se prevé cargada de cruces y duras negociaciones.

Lo cierto es que gran parte de las posturas que los representantes técnicos de cada nación fueron volcando en las últimas reuniones anticipa el desenlace. La Argentina mostró uno de los perfiles más críticos dentro del G20, reclamando en las últimas semanas –de acuerdo con el documento al que accedió BAE Negocios– una reforma del sistema monetario internacional, criticando la política de ajustes de la eurozona y llamando a coordinar un “nuevo acuerdo de Bretton Woods”.
Sin dudas, la polémica sanción del FMI a la Argentina del viernes pasado profundizará el planteo. Para el Gobierno nacional, se trató de una medida arbitraria y, en rigor, fue la primera vez que un país recibe una “moción de censura” por parte del organismo financiero.

Sin embargo, el equipo argentino desde hace meses ya había llevado al foro internacional la crítica al sistema financiero y sus organismos y calificadoras de riesgo.

“Fue necesaria una crisis financiera global para que finalmente se fuerce a un debate serio sobre la necesidad de avanzar en reformas fundamentales para prevenir justamente crisis similares en el futuro”, evalúa el trabajo que el economista miembro del Centro de Economía y Finanzas para el Desarrollo de la Argentina (Cefid-Ar), Jorge Gaggero, presentó en el Think-20, que es una suerte de previa técnica a lo que será luego los encuentros políticos.

En el extenso y detallado informe, el argentino alertó además respecto del debilitamiento de los bancos centrales, producto de las “políticas de austeridad”, lo cual, sin dudas, será uno de los planteos que el 14 de febrero Mercedes Marcó del Pont llevará a Rusia, contraponiéndolo con el rol que la autoridad monetaria tomó en el país, sobre todo luego de la reforma de su Carta Orgánica.

Hay además una crítica argentina que corre en paralelo y que corresponde al funcionamiento interno del G20. Gaggero, según pudo confirmar BAE negocios, presentó la semana pasada una dura nota a las autoridades rusas actuales del G20 reclamando reglas claras y procedimientos justos dentro de las “reuniones paralelas”, es decir aquellos encuentros técnicos donde se fija la agenda que después debatirán los funcionarios y presidentes.

Según esa misiva, dentro del Think20 hay una “clara orientación neoliberal” y una arbitraria eliminación de algunos puntos controversiales que planteó la Argentina, como los paraísos fiscales.

De hecho, el trabajo que el economista del Cefid-Ar llevó originalmente a Rusia llama a “poner en práctica las decisiones que el G20 adoptó en 2009 con el objetivo de detener la dinámica perversa de los paraísos fiscales y el secreto bancario, que estimulan la fuga ilegal de capitales”.

Cambios

El gobierno de Cristina Fernández sostiene que es necesario aumentar el peso de los países en desarrollo dentro de las decisiones de los organismos, lo que va a la par con el reclamo por sumar otras miradas y políticas crediticias a partir de la debacle financiera que comenzó en 2007.

Puntualmente, uno de los reclamos clave gira entorno de los mercados de commodities alimenticios. Algunas naciones centrales intentan desde hace años poner un techo al precio global de los alimentos, pero la Argentina replica que no es una cuestión de demanda y oferta real sino de especulación financiera lo que hace disparar los valores.

Por eso, en este caso particular, la propuesta argentina es que algunos mercados específicos (claves por su incidencia directa en índices sociales) tienen que estar exentos del juego especulativo y de los flujos de corto plazo, para evitar rebotes fuertes en los precios.

Fuente: Diario BAE Negocios

ME GUSTA
ME GUSTA ME ENCANTA ME DIVIERTE ME SORPRENDE ME ENTRISTECE ME ENOJA